RECIENTES: Van por mega subasta; se podrán adquirir nueve aeronaves    Accidente en Michoacán deja dos muertos y 15 lesionados    Reforma energética, un rotundo fracaso: López Obrador    Pensiones para adultos mayores serán universales: AMLO desde Hidalgotitlán, Veracruz    Proponen reformar Ley de Coordinación Fiscal para el Estado y los Municipios    Lo detienen con prendas presuntamente robadas en tienda departamental de Boca del Río    Localizan a Astrid Carolina y David Nieva, reportados como desaparecidos en Veracruz    Balean negocio de ex candidato de Tecolutla, Veracruz; el se encuentra desaparecido    Hemos superado anteriores administraciones con trabajo, honestidad, buenas finanzas y seguridad: Cuitláhuac García    SEV reconoce 14 casos de secuestro de maestros en Veracruz    Posible regreso del Carnaval de Xalapa    La comunicación en Veracruz, al servicio de la sociedad: CGCS    Valencia avanza a octavos y elimina al Ajax de la Champions    En lista de espera, siete proyectos de introducción de gas natural en Veracruz    Asegura titular de la SEV garantizados los pagos y prestaciones para el magisterio    A partir de este martes se esperan lluvias, 'norte' y descenso de temperatura en zonas norte y sur del Estado    'No se vale usar la Tribuna para mentir; infórmese', responde Cuitláhuac a MaryJose Gamboa    Presupuesto a órganos autónomos será menor por falta de dinero, confirma SEFIPLAN    Horóscopo del Día    Estrenan la miniserie de 'Los Miserables'    

¿Trabajar deja infértiles a las mujeres?, un estudio dice que sí

Sin Embargo Mar, 29 de Ago 2017 11:36 AM ciencia
Un estudio refleja cómo trabajar de noche, con horarios irregulares o en puestos que requieren esfuerzo físico tiene un gran impacto en el rendimiento ovárico de las mujeres.
img

Sabemos que trabajar en demasía es malo para la salud y que, en países como Japón, el exceso de trabajo se está convirtiendo casi en un problema de salud pública. Lo que quizás no sabíamos hasta ahora era hasta qué punto nuestra vida laboral puede influir en un aspecto vital para la humanidad como es la reproducción.

Y es que, ¿hay relación entre un trabajo extenuante desde un punto de vista físico y una mayor infertilidad femenina? ¿son nuestros empleos los causantes de la bajada de la natalidad en los países desarrollados?

Para arrojar algo de luz sobre estas cuestiones, científicos de la Universidad de Harvard realizaron un estudio (disponible aquí) con más de 785 mujeres que acudieron a centros de fertilidad entre los años 2004 y 2015. A todas ellas se les preguntó por distintos aspectos que podrían estar relacionados con sus problemas para quedarse embarazadas, incluyendo el nivel de exigencia física de su trabajo, si tenían horarios irregulares o si su puesto les obligaba a trabajar de noche.

Pueden parecer aspectos baladíes, pero nada más lejos de la realidad. Y es que, los investigadores afirman -en base a su estudio- que las mujeres que contestaban ‘no’ a todas las cuestiones anteriores tenían un rendimiento ovárico más alto que las que sí movían maquinaria u objetos pesados, trabajaban en turnos dobles o de noche.

De hecho, las mujeres con malas condiciones laborales lo tenían realmente complicado para quedarse embarazadas, ya que presentaban no sólo menos óvulos maduros, sino también una baja reserva ovárica y una menor cantidad de folículos antrales (el indicador del número de óvulos inmaduros que quedan en el ovario).

El impacto negativo de estas actividades se notaba más en las mujeres mayores de 37 años y con un índice de masa corporal (IMC) superior a 25. Y, de todos los factores analizados, también hubo uno que parecía sobresalir en esta ecuación de trabajo e infertilidad: el trabajo nocturno. Su impacto resultó ser dos veces mayor que el de los trabajos físicos duros, por poner tan sólo un ejemplo.

Se trata de conclusiones lo suficientemente reseñables como para plantear un serio debate sobre la forma en que se gestionan las jornadas y cargas laborales, máxime si tenemos en cuenta que con la progresiva automatización de tareas pesadas y de riesgo se podrían eliminar estos factores de la ecuación. Traducido: menos trabajos susceptibles de producir infertilidad es igual a más natalidad.

Eso sí, los investigadores no han logrado determinar con claridad las causas de esta relación entre un mal trabajo y el mal rendimiento ovárico. Entre los posibles argumentos se encuentran interferencias hormonales entre la actividad física pesada y el funcionamiento del sistema reproductor, igual en los casos de ritmos circadianos complejos o irregulares.

Esperemos que próximos estudios arrojen algo más de luz al respecto y nos ayuden a tener una salud reproductora mejor… y unos trabajos que odiemos menos.


Etiquetas:

   estudio

   dice

   mujeres

   infértiles

   deja

   trabajar




COMPARTIR EN REDES SOCIALES:
compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

Entradas Similares

Últimos Post's

MEME AL DÍA

#MemeDelDía
img

Archivos en el Blog