RECIENTES: Con el frío de otoño disminuirá el dengue, pero no desaparecerá: Inecol    Maestros y cafetaleros paralizan el centro de Xalapa    Acusan ante SCJN a jueza que no dio libertad a Bravo Contreras    Netflix lanza tráiler de 'The Crown 3', con Olivia Colman    Aparece cuerpo putrefacto en río Coatzacoalcos    Lunes muy caluroso, se espera entrada de frente frío este martes    AMLO presenta Plan de Salud, ampliará presupuesto con 40 mmdp    Insiste secretario de Gobierno que gente no se muere por dengue, sino por otras complicaciones    Santuarios de la Mariposa Monarca en Michoacán abrirán en noviembre    Ejecutan a brujo de Catemaco y a su esposa; hay 8 personas lesionadas    Se detendrá a hijo del 'Chapo'... si hay orden de aprehensión: AMLO    Desarrollan técnica para editar el genoma y evitar enfermedades    Emiten Alerta Gris por la entrada de frentes fríos en Veracruz    Promueve SECTUR festividades de Día de Muertos en el Estado    Rescatan a tres niños atrapados por alud de tierra en Atzacan, Veracruz    'Checo' Pérez pide solidaridad con el Veracruz    Alcalde de Coatepec Enrique Fernández se reúne con vecinos de la Col. Fernando Gutiérrez Barrio    Iván Archivaldo Guzmán, el otro hijo de El Chapo también fue capturado y liberado por gobierno de AMLO    

Arremeten Pepe Yunes y Cuitláhuac contra Yunes Linares; usa a criminales electoralmente

El Universal Mié, 21 de Feb 2018 4:11 PM estatal
Hay inéditos índices de violencia e ineficacia en el manejo de finanzas públicas, coinciden candidatos de PRI y MORENA.
img
La expansión de la violencia en Veracruz “tiene el aval del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, porque ha utilizado electoralmente y con fines de control político a grupos criminales, a cambio de impunidad”, asegura Cuitláhuac García Jiménez (CG), candidato de Morena a la gubernatura. José Francisco Pepe Yunes Zorrilla (JFY), nominado por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), lamenta a su vez que “un sobreejercicio mensual de más de mil millones de pesos” haya rezagado al estado respecto al crecimiento económico nacional de 2017. 

Entrevistados por EL UNIVERSAL en la recta final de las precampañas, ambos candidatos coinciden en señalar lo inédito de los índices violentos en el estado, la gravedad de agresiones registradas en el ámbito político y la ineficacia y parcialidad del manejo de las finanzas públicas en la actual administración. Por su parte, el abanderado de la coalición Por Veracruz al Frente, Miguel Ángel Yunes Márquez, hijo del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares, omitió responder —hasta el cierre de esta edición— a la solicitud de entrevista, incluso como cuestionario escrito. 

¿Cómo se explica esta violencia política y qué implica esta atmósfera para el proceso electoral 2018? CG: El gobierno estatal cubre con un manto de impunidad a bandas delincuenciales, las ha utilizado electoralmente. Yunes Linares (…) las utilizó para amedrentar, levantar, amenazar e incluso ejecutar a nuestros aspirantes. Pactó con los poderes políticos locales que a la vez manejan grupos delincuenciales. 

Lo hizo en Acayucan, con los Condado [Escamilla]; en Totonacapan, el diputado [Basilio] Picasso, acusado del asesinato de un [ex] síndico, se pasa [de la bancada del PRI] a las filas del PAN. En la Huasteca, con el diputado [Manuel] Francisco Martínez, que también se pasa [del PRI] al PAN. ¿Y a cambio de qué? De impunidad para los delincuentes con los que operan. Son los que levantaron a nuestro candidato en Chicontepec, y lo iban a matar, pero por suerte escapó. Se hicieron las denuncias, salió a relucir quiénes habían sido, se hicieron las carpetas, y hoy la Fiscalía no hace nada para detenerlos. 

En Hueyapan de Ocampo, el control político lo mantiene Vicente Benítez [diputado local por el Panal], que pacta con esos grupos; nuestro candidato en ese municipio también [fue objeto de] dos intentos de levantarlo y en la puerta de su casa dejaron carne ensangrentada, con la amenaza: ‘¡Te vas a morir!’. 

Tenemos 30 municipios en estas condiciones, y en algunos casos me reservo los nombres porque siguen bajo amenaza. Yunes Linares está pagando lo que dejó hacer con tal de contenernos [en las elecciones]. Estas bandas están cobrando los acuerdos pactados. Son grupos que manejan el control político a punta de balazos, y una vez prestado el servicio político obtienen beneficios: el retiro de la policía ordenado desde arriba, las comandancias, el control de la plaza para sus negocios —giros negros, cobro de piso, secuestro—, y con el aval de un gobierno que es cómplice. 

Es muy serio. JFY: En Veracruz nunca se habían registrado incidentes tan continuos y violentos. La violencia está desbordada, presente en todos los órdenes, que evidentemente implica al ámbito político y sus sectores. Lo más triste: afecta a empresarios, comerciantes y a la sociedad en su conjunto. Se debe atender de manera integral. Un primer paso sería erradicar la violencia política discursiva. 

Tenemos en Veracruz casi una década de confrontación permanente que ha escalado el discurso, y eso también genera, políticamente, un muy mal ambiente, la confrontación no argumentativa es la que ha tomado sitio como hilo conductor. El agravio físico y patrimonial para todos. ¿Se puede hacer algo desde la gubernatura para resolver o contener esta violencia? ¿Qué papel juega el gobierno del estado en ese contexto? CG: No pactar [con grupos criminales], un plan integral de seguridad, y terminar con el abandono del campo en Veracruz, donde el joven emigra a una ciudad en la que no hay empleo, busca un modo de subsistencia e inmediatamente lo captan en los giros negros. Ahí empiezan, tienen pequeños éxitos, no son castigados, y entonces escalan su nivel de delincuencia. 

Tiene que hacerse un programa preventivo y atender el campo, que no es ir a comprar el voto y dar despensas, hay que hacer un desarrollo del campo, social, económico. En eso se puede llamar tanto al estado como a pequeños proyectos de coinversión con iniciativa privada. Llamar a los jóvenes. JFY: Es posible que los veracruzanos vivan sin miedo y con seguridad. Es un tema de escala. Tiene que venir acompañado con el presupuesto necesario para poder equipar, acompañar en presencia, número y calidad, cuerpos policiacos que puedan prevenir. En segundo lugar, que esas policías sean confiables, calificadas, cuenten con la tecnología y, sobre todo, con toda una ingeniería de inteligencia que permita adelantarnos a los eventos. 

Tercero, de manera puntual y con toda su fuerza, limpiar toda posibilidad de coalición entre los cuerpos de seguridad y la delincuencia, quitar cualquier posibilidad de infiltración o de que pudieran compartir intereses o negocios. Se requiere tiempo y presencia, que este asunto se pueda platicar con los empresarios, industriales, comerciantes; generar intercambios e interacción con los organismos civiles, representantes de la sociedad, de manera permanente, y articular de manera puntual el esfuerzo con los diferentes niveles de gobierno. ¿Cómo evalúan el desempeño del gobernador en la primera mitad de mandato? CG: Que los números hablen por sí mismos del gobierno de Yunes Linares: un fracaso total en seguridad, en creación de empleo, en inversión, desarrollo social. Está utilizando la mayor parte del ingreso en una operación electoral para apoyar al hijo, al bodoque. La obra pública no se está haciendo bajo un plan de desarrollo, sino para obtener votos. Por ejemplo, si Yunes pavimenta de Coatepec a Xalapa, quiere captar votos de esa zona donde tiene un desprestigio total, es de impacto mediático, no una obra para el desarrollo económico. 

JFY: Uno de los problemas de la inseguridad y la violencia es precisamente que no hay crecimiento económico. Mientras que el Producto Interno Bruto (PIB) del país creció a una tasa de 2.6% en 2017, en Veracruz hay una recesión, una caída de más de un punto del PIB estatal. Mientras que a nivel nacional hay registros sin precedentes, en Veracruz se perdieron 17 mil empleos. Mientras que por primera vez en nueve años hay en el país una reversión en los indicadores de pobreza moderada y extrema, en Veracruz la tendencia sigue al alza. El verdadero problema de las finanzas públicas estatales es un sobreejercicio de casi mil millones de pesos mensuales. No se tomó la decisión de frenarlo. Y no sólo en la actual administración, ese sobreejercicio y ese déficit en gasto corriente y de operación se equilibraron con deuda, es lo que explica su crecimiento. Se reclama al gobernador Miguel Ángel Yunes la supuesta protección de duartistas. 

Entre otros hechos se menciona la candidatura otorgada por la coalición Por Veracruz al Frente a Eduardo Sánchez Macías, primo de la esposa de Javier Duarte, Karime Macías, a quien el gobernador prometió investigar. ¿El gobierno actual se ha aliado al duartismo? CG: Con varios exponentes del duartismo: al norte, con Ricardo García Guzmán, ex contralor [del gobierno de Javier Duarte], que además allá [región de Pánuco], mantiene el poder político a punta de balazos, utiliza bandas delincuenciales para mantener un control político; al sur, en Las Choapas, [Renato] Tronco [Gómez], perseguido por asesinato [de un regidor] y robo de ganado, ya es una aliado [de Yunes Linares]; Vicente Benítez, Erick Lagos en la zona de Coyuca; Francisco Martínez… 

De hecho, Adolfo Mota, Édgar Spinoso, Lagos, y García Guzmán eran claves del duartismo… Creo que hasta ahora todos ellos son diputados, unos locales y otros federales… Gabriel Deantes... fue secretario del Trabajo de Duarte y ya está trabajando para él también. JFY: El PRI tiene por definición claridad en que se aplique la ley y se castiguen los actos de corrupción, las acciones que dañaron el patrimonio de los veracruzanos, sin excepción, del partido que sea. No ha sido otro gobierno, ni otro partido. 

Lo está haciendo con los propios y no de manera selectiva. Sin señalar nombres, sí alcanza [actualmente] a Veracruz. La propuesta es aplicar la ley, abatir los niveles de impunidad vinculada a corrupción, que es la que más nos agravia. ¿La oferta política de Miguel Ángel Yunes Márquez qué representa? CG: Seguir con las mismas mañas de un priísmo que abusó del erario, mantener su poder ante el descrédito; utilizar otra vez dinero público para compra masiva del voto, y ¿qué sucedería? Que el bodoque, Miguel Ángel Yunes Márquez, al ver el boquete va a renegociar la deuda, otra vez, y más cara. Estamos ya pagando 4 mil millones de pesos de puros intereses. 

Podríamos plantearlo como un reinicio del duartismo, pero ahora bajo Yunes, que es agarrarse mucho dinero, generar un tremendo hueco en las finanzas y cubrirlo con deuda. Y es otorgarle el poder al hijo [Yunes Márquez] porque él [Yunes Linares] tiene el poder, un derecho de sangre, como lo hacían los reyes; le entregó el poder usando el poder. (…) Otros lo han simulado, dándolo a la esposa, aquí directamente. No me quiero imaginar a la Legislatura el día de la coronación…

Etiquetas:

   yunes

   usa

   criminales

   linares

   electoralmente

   contra

   pepe

   cuitláhuac

   arremeten




COMPARTIR EN REDES SOCIALES:
compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

Entradas Similares

Últimos Post's

MEME AL DÍA

#MemeDelDía
img

Archivos en el Blog