RECIENTES: Perro Rottweiler le destroza la cara a un niño de 6 años en playas de Yucatán    Reconocen con la medalla Adolfo Ruiz Cortines al almirante José Rafael Ojeda    Incorporación de trabajadores domésticos al IMSS busca visibilizarlos, afirma Robledo    UV recibe 42 denuncias por hostigamiento y acoso sexual; sanciona a 32    Delincuencia disminuye más del 20%, asegura la SSP    Hallan delfín muerto en playas de Coatzacoalcos, Veracruz    Reporta diputado secuestro de una familia en Coatzacoalcos, Veracruz    Maroon 5 anuncia su gira por Norteamérica en 2020    Confirman un muerto y 6 heridos en volcadura sobre autopista Ciudad Mendoza-Orizaba    Trabajamos las 24 horas por la seguridad de los veracruzanos: SSP    Ola de violencia en Morelia deja 14 muertos en dos días    Marvel presenta el primer avance de ‘Black Widow’    Fallecen dos niños tras explosión de polvorín en Alpatláhuac, Veracruz    Si EE.UU. quiere ayudar a México, debe reducir tráfico de armas: Ebrard    Marina refrenda su compromiso con la seguridad del país    Sentamos las bases para mejorar el sistema educativo en Veracruz: SEV    Reportan balaceras y quema de camión en Coalcomán, Michoacán    Exigirán en Palacio Nacional declarar a Veracruz libre de minería    Secretarios que acarrearon a trabajadores a mitin de AMLO podrían ser sancionados: Diputada    Refugia DIF estatal a 18 niños y jóvenes migrantes    

Nano imanes de carbono descomponen los microplásticos que contaminan el agua

EFE Jue, 01 de Ago 2019 5:59 PM tecnología
Más del 80 % de la basura que va a dar a los océanos se genera en tierra y uno de los contribuyentes mayores en esta contaminación es el plástico
img


Un equipo de científicos de Australia desarrolló pequeñísimos “muelles” magnéticos hechos de carbono que descomponen las partículas de plástico que contaminan las aguas de todo el mundo, según un artículo que publica este miércoles la revista Matter.

 

“Los microplásticos absorben contaminantes orgánicos y metal a medida que se mueven en el agua, y liberan esas sustancias dañinas a los organismos acuáticos que los comen, con lo cual los plásticos se acumulan en toda la cadena alimenticia”, señaló Shaobin Wang, de la Universidad de Adelaida, en Australia.

 

Más del 80 % de la basura que va a dar a los océanos se genera en tierra y uno de los contribuyentes mayores en esta contaminación es el plástico, una sustancia fabricada para que dure y que no se degrada biológicamente de manera significativa.


Si bien la presencia de botellas, bolsas y otros productos plásticos es visible en las aguas, hay un cierto tipo de plástico cuyo efecto perjudicial no se percibe a primera vista: las partículas de menos de cinco milímetros que afectan la dieta de los organismos marinos.

 

Algunos de estos microplásticos, como las partículas exfoliantes que se encuentran en productos cosméticos, son demasiado pequeños como para que queden retenidos en los filtros de tratamiento del agua, y otros provienen de residuos como las botellas de refrescos o los neumáticos que se descomponen bajo el sol y en la arena.


“Se han encontrado microplásticos en moluscos, peces y aves marinas, y la resistencia a la ingestión puede llevar al hambre y la muerte de esos organismos como asimismo de sus predadores en la red alimenticia de los sistemas marinos y terrestres”, añadieron.

 

Para descomponerlos, los investigadores necesitaban generar químicos de corta duración, llamados especies reactivas al oxígeno, que inician reacciones en cadena que trizan las moléculas largas de los microplásticos en segmentos pequeños e inocuos que se disuelven en el agua.

 

El problema es que a menudo las especies reactivas al oxígeno se producen usando metales pesados como el hierro o el cobalto, que son por sí mismos contaminantes peligrosos.

 

Los investigadores de Adelaida encontraron una solución en los nanotubos de carbono recubiertos con nitrógeno que ayudan en la generación de especies reactivas al oxígeno.

 

Los tubos catalizadores, que tienen la forma de muelles, eliminaron una fracción significativa de microplásticos en apenas ocho horas, manteniéndose estables en las condiciones altamente oxidantes necesarias para la descomposición de los plásticos.


Según el artículo, la forma contornada de los tubos aumenta la estabilidad y maximiza la superficie reactiva y, con la inclusión de una pequeña cantidad de manganeso lejos de la superficie de los nanotubos para impedir su paso al agua, los pequeños resortes se tornan magnéticos.



Etiquetas:

   contaminan

   agua

   microplásticos

   descomponen

   imanes

   carbono

   nano




COMPARTIR EN REDES SOCIALES:
compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en likedin

Entradas Similares

Últimos Post's

MEME AL DÍA

#MemeDelDía
img

Archivos en el Blog